Sabor a infancia

Hoy te probé, y mil recuerdos aparecieron en mi cabeza.
En mi mente volví a tener 10 años,
y la vida pasaba lento.
No había problemas más que como subirse al árbol,
como alcanzar aquella rama, tratar de no caer.
La casa del árbol era un sueño
y la dulzura que me brindabas era su motor.
Los pantalones cortos y las remeras todas sucias,
y la bicicleta como único testigo de nuestra historia.

Hoy te probé y fue el gusto a infancia que me atrapó,
me volvió nostálgica recordando aquel árbol
y aquel sabor que en ese tiempo lo eran todo.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *